martes, 16 de octubre de 2007

No son moneditas de oro para que los admita a todos...

Qué joder con lo de querer saber quién te bloqueó o no del messenger. Cada día veo que son más las personas a las que les cambia el nick por: "Checa quien te puso en no admitir sin que se entere. Entra a www.blablablabla.com". ¿En serio les importa? Y miren que yo soy LA CURIOSA por excelencia, pero hay cosas que es mejor no saber. Sí alguien no quiere hablar contigo, alguna razón debe tener. A lo mejor le das una hueva impresionante, o considera que siempre interrumpes en el momento menos adecuado. Puede ser que la relación que tuvieron en algún momento ha cambiado tanto que ya no tienen de qué platicar. Eso pasa especialmente cuando uno cambia de escuela, crece, cambia de país de residencia, etc.. Si ya no se tienen experiencias en común, siempre es más difícil mantener una conversación interesante.¿No será que eres de esos que cada que se conecta alguien le quieres hacer plática, aunque no tengas nada que decir? Believe me, small talk is not always welcomed.


Más que andarse haciendo mala sangre y desgarrandose las vestiduras porque creen que su amigo de la primaria (al que no ven desde la primaria, por cierto) los puso en "No admitir", habría que preguntarse: ¿De verdad quiero saber? ¿Me importa que fulano no me salude cada que se conecta? o, en el peor de los casos ¿Por qué me podría haber bloqueado alguien? Sí hombre, el ego duele. ¿Cómo podría alguien decidir que no quiere platicar conmigo en cualquier momento; yo que cuento los mejores chistes, que siempre soy oportuno, que le caigo bien a todos? Life's a bitch, you know?

Probablemente la gran pregunta es: ¿Funciona? Sinceramente yo creo que no. Rumor has it que sólo te aparece quienes te han borrado definitivamente. Por otro lado, llamenme paranóica, pero la idea de meter mi contraseña en cualquier lado no me inspira confianza. Además, eso de que el programita te cambie el nick me parece bastante intrusivo. De una u otra forma no cambia nada. Puede que te sientas momentaneamente herido, pero, en serio, de no haberte bloqueado ¿estarías platicando en este momento con esa persona? ¿Planeabas invitarl@ la próxima vez que salieras con tus amigos? ¿Ibas a contarle algo importante que pasa en tu vida? En la mayoría de los casos la respuesta es no (Digo, siempre puede suceder que un amigo cercano nos ponga en no admitir porque está usando el messenger para transferir un archivo o estar en contacto con alguien en específico pero que esté muy ocupado para chatear o lo que sea).

Lo que nos duele en realidad es que la gente no esté a nuestra disposición. Que sean ellos los que decidan cuando nos hablan y cuando no en lugar de estar abiertos a nuestras interrupciones. También nos duele darnos cuenta que no somos lo máximo, sino que en verdad hay gente que decide que no quiere que sepamos cuando están conectados. Nos duele que la persona que dijo que le caíamos super y que eramos divertidísimos ahora se ande escondiendo de nosotros en el cyber espacio. Nos duele el rechazo, incluso cuando viene de gente que no frecuentamos. Nos duele no ser moneditas de oro.

Yo confieso ante Dios Todopoderoso y ante ustedes, que he bloqueado a muchos....y a cada uno por una razón.



Ciao,


V.

1 comentario:

Gilberto dijo...

Amen, me caga la gente que se la pasa viendo quien los ha bloqueado, y uno los bloquea porque da la gana y listo. live with it.